Cómo convertir manoletinas de verano en otras de invierno

Hoy el post va de reutilización de recursos, esas cosas que tenemos por casa y a las que no les damos salida si no es cambiándolas un poco. ♻︎
Cómo reutilizar unos zapatos de primavera/verano para otoño/invierno.

Pues sí, con un simple cambio de color pasamos de tener unas relucientes y luminosas manoletinas o bailarinas de primavera, a disponer de unas de otoño invierno, en un color ocuro, negro en este caso.

en negro, para estrenarlas
Zapatos de fondo de armario

Tenía estos zapatitos de mi hija que seguían valiéndole al comenzar la temporada de otoño y en blanco no se los iba a poner, seguramente para la próxima primavera ya no le sirviesen, ya sabemos lo rápido que crecen los niños. Así que pensé ¿por qué buscar unos de invierno si estos pueden ser perfectos? Sólo tengo que cambiarles el color


Pues manos a la obra.
Fui al supermercado a por tinte negro para zapatos, porque es lo que combina con cualquier cosa. No recuerdo cuánto me costó el bote pero fue poco, y me dio para las manoletinas y para un bolso.
En mi caso eran unas manoletinas de cuero (piel) y cogí un tinte para ese material.

El proceso es muy sencillo, sólo hay que seguir las instrucciones de uso que vienen con el tinte. El resultado con los zapatos fue perfecto, como nuevos.

Materiales:


– Manoletinas blancas de piel
– Bote de tinte para cuero
– Guantes desechables
– Trapo viejo
– Cartón o papel de periódico
– Cinta de carrocero

Realización:

Para empezar es recomendable estar en un lugar bien ventilado porque vamos a usar un producto químico y cuantos menos vapores respiremos mejor para nosotros.
Comenzar colocando la cinta de carrocero alrededor de la suela para evitar mancharla con el tinte, en mi caso era de color marrón.


Los zapatos deben estar limpios de polvo y secos.
Ponerse los guantes y aplicar el tinte siguiendo las instrucciones del fabricante. Viene con un pincel que es suficiente para extenderlo perfectamente.
El trapo viejo es por si se mancha algo para poder limpiarlo enseguida.
El cartón o papel es para trabajar sobre él y así evitar manchar el suelo o la superficie sobre la que estemos trabajando porque luego quizá sería difícil de limpiar.
Pues nada, espero que os sirva como idea por si no sabéis qué hacer con los zapatos de comunión por ejemplo, una pena que se queden nuevos pudiendo utilizarlos. 😉

Blusa de verano

Blusa de verano
ligera, fresquita y colorida

Utilizando la preciosa tela veraniega de un vestido de verano de mi hija que ya no le valía, he creado esta blusa.

Por un planeta más sostenible, reutilizando recursos que ya tenemos, se pueden conseguir prendas tan lindas como ésta.
Es única y muy económica ya que sólo he gastado medio ovillo de algodón que compré hace unos días, la tela ya la tenía y los botones de adorno también.
Lo mejor es que aun tengo trozos de tela de ese vestido que he guardado para utilizar en otros proyectos, quizá como forro de algún bolso o monedero, tal vez como adornos para el pelo…. Ya se me ocurrirá algo seguro.

Materiales

Materiales para la blusa
con estas lindezas 🙂

– Algodón Cotofil de Donovillo para aguja de 3-4 mm
– aguja de crochet 4 mm
– tijeras
– aguja lanera
– alfileres
– hilo de coser
– tela 50 cm aproximadamente
– aguja de coser o máquina
– metro

Realización

Para el canesú:

He utilizado el punto de un vestido de Milart Marroquin, un punto precioso con relieve y textura.

He montado una cadena inicial de 165 cadenetas para un contorno de pecho de 90cm.
1ª vuelta: comienzo levantando una cadena y haciendo una vareta en el mismo sitio, una cadena al aire, saltar una cadena de la base y en la siguiente hacer una vareta, cadena al aire y saltando una de la base hacer vareta en la siguiente, repitiendo esto hasta el final de la vuelta.

2ª vuelta: comienzo levantando levantando una cadena y hago un punto bajo en el mismo sitio, durante el resto de la vuelta se repetirá medio punto + 2 cadenas + media vareta en el mismo espacio saltar una cadena y repetir hasta el final de la vuelta que acaba con medio punto.
3ª vuelta: realizar medio punto en el primer punto y después 2 medios puntos en el medio punto de la vuelta anterior pero cogido por detrás.
En este caso, como he hecho el tejido abierto, he cogido el hilo de detrás del medio punto de la vuelta anterior pero según se presentaba.

Para el canesú hago 9 vueltas, se alternan la 2ª y la 3ª.
La última vuelta se va enganchando en los arcos de la vuelta 8 pero se hace como si fuese vuelta 2 , es decir medio punto , 2 cadenas y media vareta en cada arco.

Para terminar tejo para los ojales que irán delante en el lateral de la tira de uno de los lados : 2 medios puntos, 3 cadenas, 1 medio punto, 3 cadenas, 3 medios puntos.

Tirantes:

Monto 6 cadenas y hago variación del punto del canesú.

Para la 1ª vuelta :
– levanto una cadena y tejo en ese punto 1 medio punto + 2 cadenas + 1 media vareta
– Salto una cadena
– Medio punto + 2 cadenas + 1 media vareta
– Salto una cadena
– Medio punto + 2 cadenas + 1 media vareta

Para la 2ª vuelta siguientes hasta llegar al largo deseado:
Hago la vuelta igual que la 1ª pero enganchando en el arco que se forma en la vuelta anterior.

Yo le he dado un largo de 43 vueltas ( al usarla se ha dado de sí el tirante así que con algunas vueltas menos valdría, a mi me toca descoser el tirante del canesú y coserlo en la parte baja de éste en lugar de en el borde superior como había hecho en un principio).

Medidas y costuras:

Contorno de pecho 90cm
Corto el ancho de la tela a 47 cm de lado
48 cm de largo, que se quedarán en 45 cm al hacer la costura ( uno para la costura y dos para el dobladillo inferior).
Marcar el punto medio de la tela delante y detrás para comenzar a unir el canesú.


Engancho el tirante en el 10 espacio de varetas (quedan 9 libres desde el centro) a ambos lados del centro, dejando la vareta central como punto neutro de partida.

Coser el canesú a la parte superior de la tela.

¡Camiseta blusa veraniega terminada!

Disfraz Cruella de Vil

Una forma fácil de conseguir un disfraz, por poco dinero y para hacer el último día.

Disfraz completo de Cruela

El componente principal es una manta con estampado de dálmata, de estas tipo peluche suaaaves.
No hace falta saber coser mucho porque sólo lleva unas puntadas para fijar las boas de plumas al borde formando el cuello y para simular las mangas.

Materiales
* Manta con estampado de dálmata o de vaca
* 2 boas de plumas: una blanca y otra negra
* Guante rojos
* Pipa larga de fumar (de plástico por supuesto)
* Aguja de coser
* Hilo blanco o negro
* Dedal (yo sin él no me apaño a coser)
* Cinta métrica (no es indispensable)
* Alfileres (para sujetar las boas hasta coserlas y marcar el punto donde coser las mangas)
* Tijeras
* Polvo de talco o pintura par el pelo
* Ropa negra y botas negras (o lo que prefiera cada cual)

materiales para disfraz de Cruella

Tengo que hacer más fotos para ilustrar cómo cosí las mangas porque no sé cómo explicarlo.

¿Quién no se viste de Cruella por menos de 20€ y además va calentita?

Lo bueno que tiene este disfraz también es que es fácil recuperar la manta entera porque lleva poca costura y además a mano. 😉

Disfraz de Tron uprising

Para estos carnavales mis hijos tenían muy claro de lo que querían disfrazarse: Tron y Paige ( de la serie de dibujos Tron uprising).

Disfraz de Tron y Paige, vista delantera

No querían un disfraz comprado, así que hubo que poner a funcionar a Google como ayudita y la imaginación de la que escribe. 😉
Al final nos han quedado unos disfraces muy chulos, únicos.

Disfraz de Tron y Paige vistos de espaldas.

Materiales utilizados:

  • 2 camisetas de cuello cisne (o cuello alto), en mi caso son reutilizadas, una blanca y otra negra.
  • 2 mallas o leggins , una blanca y otra negra (en este caso me ha tocado comprar pero son muy baratas).
  • cinta de raso: azul y naranja.
  • fieltro: naranja y rojo.
  • tela foam azul.
  • goma eva: 2 cuadrados de unos 15 cm (uno blanco y otro negro).
  • pistola de silicona y barras de silicona ( 1 paquete de 10).
  • cartón para hacer 2 discos de unos 20cm de diámetro.
  • 2 rollos de cartón de papel de cocina.
  • algodón o algodón sintético.
  • tijeras.
  • papel, un par de folios para hacer los patrones de formas.
  • lápiz.
  • metro.

Confección:

Es muy sencilla, sólo hay que fijarse en alguna imagen de los dibujos e ir repitiéndola en la camiseta y el pantalón, con la cinta de raso en una mano y la pistola de silicona en la otra.

Detalles de las cintas en camiseta de Paige

Para los círculos pequeños yo he utilizado monedas como molde para recortar y para hacer el agujero interior he doblado el círculo por la mitad y de nuevo por la mitad, cortando el pico que se forma. No quedan perfectos pero luego se retocan un poquito y listos.

Pegando tiras en la camiseta

Para el disfraz de Tron, el blanco, utilicé tela foam de unos recortes que tenía por casa.

Me hice unos patrones en papel con la forma que quería que tuvieran y luego los recorté.
Como suelen ser figuras simétricas la misma pieza sirve para recortar los dos lados pero hay que colocarla del revés para obtener el lado opuesto.

discos y patrones

Las cintas de raso que utilicé son de 1,5cm de ancho aproximadamente, aunque también alguna de la mitad más o menos.
En algunas partes lo que hice fue cortar longitudinalmente la cinta para obtener una estrecha.

Soporte con disco acoplado

Lo que me parecía más complicado en un principio era cómo hacer un soporte en la parte trasera de la camiseta para sujetar el disco de identidad que llevan los personajes.

La idea me vino de la técnica que se utiliza para hacer las muñecas fofuchas. Hay que hacer un molde con goma eva y rellenarlo para que no se hunda o abolle.

Plancha de goma eva preparada para planchar

Se calienta el cuadrado de goma eva con un paño encima y dándole con la plancha hasta que se note que se levantan los bordes, entonces se coge con cuidado de no quemarse y se coloca sobre el molde, en mi caso es un bote de lápices que tiene el diámetro aproximado del agujero del disco de identidad que hicieron mis hijos con el cartón, presionando hacia abajo de los cuatro lados hasta que se enfríe.
Una vez hecho esto se recortan las esquinas que hayan quedado más rugosas. Después se rellena de algodón o algodón sintético si se tiene y con una cantidad suficiente para que no se nos abolle.
Se coloca sobre la parte de atrás de la camiseta en el centro donde va a ir el disco y se pega con la silicona toda la parte de los bordes sobrantes.

Detalle del soporte de disco de la espalda

Sobre esto colocaremos un disco ( en mi caso en uno es de fieltro y en el otro de tela foam) y lo pegaremos también con silicona a la camiseta de manera que sólo quedará visible la parte de la goma eva que servirá de soporte para el disco de identidad.

En la foto se ve cómo queda y lo sencillo que es, así explicado puede parecer muy complicado 😉

La única pega es que se puede despegar algo la silicona al usarlo pero con darle otro toquecito después, arreglado.

¡¡ Disfraces únicos para unos hijos un poco frikis!!

Disfraz Cervantes

Disfraz de Cervantes casero

LLegó el carnaval al cole y este año el tema era Cervantes y su obra.

Óscar con su disfraz
Óscar Cervantino

Bueno, buscando una manera fácil y económica de solucionar el tema disfraz se me ocurrió ésta.

Los materiales son baratísimos:

  • 2 paquetes de papel crespón o pinocho (1,20 euros)
  • 1 trozo de goma eva (0,90 euros)
  • 3 broches automáticos (que pueden ser sustituídos por velcro con adhesivo o para coser)
  • Hilo blanco
  • Aguja
  • Dedal (si lo usas para coser)
  • Tijeras o cutter
  • Metro o regla
  • Pistola de silicona caliente o pegamento
  • Ropa negra que tengas en casa: mallas, suéter/camiseta y en mi caso un mono de verano que tenía en color negro
  • Goma para poner en los dobladillos del mono
  • Un cinturón (que tenía viejo por casa dedicado a los disfraces ya)
  • Un lápiz de ojos

Si no tienes el mono se le puede hacer un pantalón corto con una calzona o con un trozo de tela negra, o simplemente, vestir con la malla y la camiseta.
En este caso se me ocurre que podrías hacerle una Cruz de Santiago para pegarle a la camiseta con un trozo de tela, fieltro o goma eva.

Realización:

Para hacer la gorguera o gola utilicé una tira de goma eva de unos 2 cm de ancho por 30 cm de largo (el contorno del cuello del niño y 3 ó 4 cm más para poder cerrarlo y que no le agobie).

Corté trozos de papel crespón de unos 40cm por 40cm.

Lo coloqué en varias capas y pasé un hilvan por la mitad de las tiras de papel para conseguir hacerle un fruncido.

Coloqué la tira de goma eva sobre la parte hilvanada y lo fuí pegando con la pistola de silicona, primero por una cara.
Luego puse un cordón de silicona, poco a poco sobre la goma eva y fui pegando el papel de ambos lados.

Con esto se consigue una especie de collar que no molesta en el cuello.

Dejé unos dos centímetros libres de papel en los dos extremos de la tira de goma eva para poder colocar en ellos el broche automático y lo cosí.

Y con esto la gola queda lista.

Gorguera lista para poner el cierre
Gorguera lista para poner el cierre

Para las mangas seguí casi el mismo proceso.
En este caso me ahorré el hilvanado, simplemente corté trozos de papel de unos 20cm por 20cm, los doblé en acordeón y luego los pegué a la tira de goma eva de 20cm por 2cm (la medida de largo según la muñeca del niño, dejando los 3 ó 4 cm para poder pegar la tira de goma eva), de la misma forma que hice con la gola.

En cuanto a la ropa
Como yo tenía un mono de verano lo que hice con él fue abrir en un punto la costura de ambas mangas y ambos bajos de las perneras y poner en ellos una goma.

Medí el brazo y el muslo de mi hijo y con eso corté el tamaño necesario de goma (40cm en la pierna y 22cm en el brazo).
Con la ayuda de un alfiler imperdible (un pasacintas si tienes, yo no encontré el mío), sujeté la goma y la pasé por el dobladillo de cada brazo y cada pierna y cosí los extremos.

Con esto se logra que tanto la manga como la pernera tengan ese efecto abombado de los trajes de la época.

Y el toque final se lo da una perilla pintada con el lápiz de ojos.

No es cuestión de complicarse la vida para 10 minutos de desfile en el cole. 😉 Además están genial y muy contentos con los disfraces que se les hacen en casa. Quizás sean menos profesionales que los comprados pero también son más originales.

Nota:
Los pies no iban a juego pero es que no pensé en ello hasta que le hice la foto cuando salía para el colegio.
😉